Se ha reducido la riqueza total de peruanos durante este último año. Es así que la riqueza por adulto disminuyó 13.7% hasta los US$ 17,017, bajo un contexto de menor actividad económica provocado por la pandemia. La clase media emergente fue la más afectada.

Según un reporte del banco de inversión Credit Suisse, luego de cinco años de crecimiento, la riqueza de las familias peruanas sufrió un retroceso durante el año pasado.

Asimismo, el informe indica que la riqueza total acumulada por los peruanos alcanzó los US$ 383,000 millones el 2020. Dicho monto representa una disminución de US$ 53,000 millones, o de 12.2%, respecto del importe registrado en el 2019.

De igual modo, la riqueza por adulto disminuyó en un 13.7%, al alcanzar la cifra US$ 17,017 en el 2020. Dicho nivel es además el menor de los últimos cuatro años.

Por otro lado, las reducciones en la actividad económica suelen estar asociadas a los retrocesos en la riqueza de los hogares. En el Perú, debido a la pandemia, el producto bruto interno (PBI) decreció 11.1% en el 2020.

“La pandemia golpea a la economía y, a su vez, la economía indirectamente golpea a la riqueza de los peruanos”, señaló.

Jorge Ramos, gerente general de BBVA Bolsa SAB.

Asimismo, Carlos Rojas, CEO de Capia SAFI, señaló que el impacto económico fue más fuerte, debido al cierre de negocios que se adoptó de manera mucho más estricta en otros países.

Riqueza individual

Por otra parte, Credit Suisse considera que la riqueza individual la componen la riqueza financiera más la riqueza no financiera menos la deuda por persona.

Es así que, durante el 2020 la riqueza financiera de cada peruano alcanzó los US$ 8,322, con una reducción de 10.3% comparada con la del 2019. Comprende los ahorros en entidades financieras e inversiones en instrumentos del mercado de valores, como bonos y acciones.

La riqueza no financiera, que incluye la inversión en inmuebles y empresas, disminuyó en mayor medida, 17.3%, y se ubicó en US$ 10,612 a fines del 2020.

Mientras que, la deuda registrada por cada peruano fue de US$ 1,917 el año pasado, con una disminución de 19.7% respecto del 2019, según Credit Suisse.

La Bolsa de Valores de Lima (BVL) cerró el 2020 con una ganancia en soles de 1.44%, aunque en términos de dólares perdió 7%.

Por último, Ramos indicó que la riqueza no financiera cayó más que la financiera probablemente porque pararon muchas actividades del sector real, mientras que la bolsa y los mercados financieros, siguieron funcionando.